facebooktwitteryoutube
in Cultura Sociedad - 18 Oct, 2018
by redaccion_01 - no comments
Aparejador en Madrid – Un profesional al alcance de tus necesidades

aparejador en madrid

La búsqueda de un aparejador en Madrid ya no debería ser un quebradero de cabeza para quien requiere de sus oficios. Por suerte, existen compañías especializadas en el sector de la construcción que ofrecen este tipo de servicio y que, de alguna manera, vienen a solucionar en gran medida esa necesidad de tener un especialista encargado de las labores de ejecución y de la disposición de los materiales de edificación en el proyecto de obra que deseamos llevar a cabo.

Su contratación en estos casos se hace impostergable, debido al hecho de que los cambios introducidos por la Ley de Ordenación de la Edificación (LOE) ha extendido el rol y las responsabilidades de estos técnicos especialistas.

Anteriormente su tarea primordial era estrictamente la supervisión, en cuanto a que la edificación se ajustara estrictamente al proyecto establecido por los ingenieros y proyectistas. Actualmente, sus facultades, se extienden a la inspección de la calidad de los elementos empleados, así como también la obtención de licencias, las formalidades para la contratación de los de suministro y las evaluaciones financieras.

En consecuencia, un aparejador debe abarcar los siguientes aspectos básicos cuando se lleva a cabo una obra de construcción:

  • La atención para que aplique las normativas previstas en controles de calidad.
  • Supervisión y seguimiento con relación a la salud y seguridad de los empleados de la obra.
  • Tasaciones inmobiliarias.
  • Peritajes judiciales.
  • Atención en los proyectos que incluyen la rehabilitación y reparación de edificaciones.
  • Dirección facultativa de las obras.

Pero, existen dos particularidades de gran peso en la labor de un aparejador. La primera tiene que ver con lo relacionado a la protección del medio ambiente y la conservación de recursos energéticos. Esta circunstancia que cada día más preocupa a sectores de la comunidad y la sociedad en general, ha planteado y establecido normativas legales donde la función principal del aparejador es hacerlas cumplir desde el mismo momento que se ejecutan los proyectos de obra.

Lo segundo en importancia, en cuanto a las tareas relevantes de este profesional es la inspección de edificaciones que tengan en su haber más de 20 años de construcción. Esta normativa de reciente vigencia, involucra en dicha fiscalización y control a los aparejadores, por lo que contratar aquellos de amplia experiencia y profesionalidad es lo ideal.

 

Deja una respuesta